Sistemas de canalización bajo suelo

Clases de protección según IP e IK para unidades completas portamecanismos

IP con tapa abierta

IP con tapa cerrada

IK

Plástico GES

20

40

08

Acero inoxidable GESM

20

40

10

Metal GRAF9

20

65

10

Salida de cable de cajas RKS

20

40

10

Tubo de cajas RKF

20

65

10

Caja ciega

20

65

10

UDHOME

20

40

10

Tubo UDHOME

20

65

10

GES R2

20

65

10

Limpieza en seco

Los revestimientos de suelo textiles son los que generalmente requieren una limpieza en seco, que se realiza aspirando la suciedad sin utilizar agua o con poca agua. Si se utiliza una solución de limpieza, la dosis debe ser tan pequeña que no se puedan formar charcos ni se cale el revestimiento del suelo.

Limpieza en húmedo

Los revestimientos de suelo lisos, como el linóleo, el PVC, los suelos de madera sellada o los suelos de piedra pulida, cumplen los requisitos para la limpieza en húmedo. El reglamento de limpieza de edificios define este tipo de limpieza como una limpieza aglutinante de polvo con paños de limpieza húmedos o preparados.

Limpieza con agua

La limpieza con agua se emplea sobre todo en suelos de piedra, baldosas, cerámica, linóleo y PVC. Este método de limpieza elimina la suciedad especialmente persistente e incrustada.

En la primera pasada, se aplica tanto producto de limpieza como sea necesario en los paños de limpieza para que la suciedad incrustada se ablande y se desprenda. En la segunda pasada, se limpia el líquido restante junto con la suciedad con paños de limpieza.